4 comentarios

PALMA VIEJA

EL ÚLTIMO CRISTERO

CAPÍTULO NUEVE

PALMA VIEJA

PUEBLO EN RUINASPalma Vieja era de por sí un pueblo pequeño, y la sequía que había obligado a la mayoría de sus habitantes a abandonar el valle había convertido el pueblo en una comunidad semi—fantasma en la que el número de casas vacías era mayor al de las personas que habían decidido quedarse. Ese día, la Iglesia y el Estado habían decidido unir sus esfuerzos en un enésimo intento por combatir la severidad de su destino. Una procesión había marchado desde el templo hasta la plaza. Cuatro hombres llevaban en hombros la estatua de una mujer que tenía un huevo gigantesco en sus brazos, mientras que con su pie derecho aplastaba el cuello de un desafortunado demonio. Esta escultura de arcilla era llamada Nuestra Señora Del Huevo. El sacerdote Tomás Cruz, quien había guiado la procesión, subió a la plataforma y comenzó a decir:

TOM CRUISEAmados hermanos y hermanas: yo le prometo la absolución eterna de sus pecados a quien nos ayude con el dinero que necesitamos para salvar nuestro pueblo. Los ingenieros agrónomos nos informaron que bajo nuestros pies corre un río subterráneo. Sí hay agua en Palma Vieja, pero no tenemos los recursos económicos para hacer los pozos. Les repito que yo les prometo; yo les garantizo que las puertas del cielo estarán siempre abiertas para quien done la cantidad que necesitamos para salvar de la extinción total a nuestro querido Palma Vieja.

EROSIÓN SEVERAEl Cura terminó su discurso dibujando tres cruces en el aire y rezando una docena de palabras en Latín. Se bajó entonces de la plataforma e invitó a subir al siguiente orador. Las gentes se miraban unas a otras meneando la cabeza, porque la ratrealidad era que la mayoría de la gente rica había ya abandonado el pueblo, y aquellos que habían decidido quedarse habían perdido ya toda su fortuna en la prolongación de la sequía. Nadie en Palma Vieja era más rico que una rata del desierto.

El siguiente orador era el Comandante José Antonio Aguilar, y su voz se oyó como un trueno en el sistema de sonido:

pepe-sin-lentes1¡Siendo yo la única autoridad en este pueblo, declaro que quien nos ayude con los recursos necesarios para que nuestro pueblo se vuelva a levantar, será elegido presidente de Palma Vieja y nos gobernará hasta el fin de sus días, ciudadanos! ¡La gente mala se ha ido del pueblo, ciudadanos! ¡Sólo queda en Palma Vieja gente honesta, leal y trabajadora, ciudadanos!

APLAUSOS DE RANCHO 20080502040138-publico-aplaudiendoLa última parte de su discurso le ganó una sincera y nutrida ovación al joven orador. Le caía a su pueblo tan bien como el sacerdote, pero, ¿qué podía hacer la pobre gente? No había en Palma Vieja dinero suficiente ni para hacer un agujero en la pared. Cuando el Comandante se bajaba del estrado, un movimiento en la orilla del gentío atrajo la atención de todos. Una ola de escandalosos gritaba y brincaba hacia los lados, abriendo lugar en el centro de la calle para que una burra pudiera continuar su desesperado intento de eludir las intenciones de apareársele que traía la bestia endemoniada que la perseguía sin que al parecer le estorbara la carreta que traía enganchada a su cuerpo. Por el contrario, el burro, en cuyos ojos brillaba la lujuria, parecía tener suficiente energía y velocidad para donkey-kickcorrer en un hipódromo. La burra se agarró tirando patadas voladoras para mantener el peligro alejado del área en donde tenía la cola. Y fue con una de estas coces que alcanzó en el pecho a uno de los hombres que detenían la plataforma en la que estaba la estatua, causando que éste soltara el palo de la plataforma, la cual se ladeó, deslizándose el ídolo hasta el suelo, rompiéndose al contacto con las piedras.

Un set de bancas portátiles había sido colocado al final de la plaza, convirtiendo la calle en un callejón sin salida, de modo que en un punto la burra ya no pudo continuar avanzando, y antes de que pudiera evitarlo, el pecho de Plácido estaba ya en sus enancas.

HOMBRE HACIENDO GESTOS Y SONRIENDOLos hombres se sacaban del alma la sequía a carcajadas mientras gritaban toda clase de obscenidades; las mujeres volteaban a ver los arcos iris de papel que entrecruzaban los techos; los niños abrían los ojos lo más que podían y practicaban sus propias obscenidades; las niñas se tapaban los ojos con sus manitas, no sabiendo en realidad que postura adoptar ante aquel desplante de tan desvergonzada indecencia.

CARTOON DE BURRO LEVANTDO POR EL PESO DE LA CARETAPlácido demostró tener suficiente experiencia en materias de amor y coronó sus intenciones antes de que la burra encontrara la forma de escapar, todo esto con la carreta enganchada a su cuerpo. La inclinación de la plataforma causó que las canastas y el cadáver se cayeran. Rodó por el suelo el cuerpo yerto de Cleofas, al mismo tiempo que los contenedores de carrizo explotaban al hacer contacto con la calle, creando reflejos cegantes cuando Su Real Majestad OnzaCANTARO LLENO DE MONEDAS DE ORO Troy interceptó los rayos de fuego del sol; cantando una sinfonía inolvidable al irse botando y rodando los centenarios por las hileras de piedras de la calle. —¡Milagro! ¡Milagro!—gritó el sacerdote cayendo de rodillas.

Para cuando Sóstenes llegó con la lengua de fuera y un huarache en la mano, ya hacía rato que Cleofas había sido embalsamado y beatificado; y la joven burra y el viejo asno habían sido casados y canonizados por la gratitud, la autoridad, y la locura del sacerdote.

Mientras tanto, una carta se estaba escribiendo a autoridades eclesiásticas más altas pidiéndoles permiso de erigir, cerca del altar mayor, una estatua de tamaño natural de Cleofas tirado en el suelo, junto a un monumento de la pareja equina en la posición de apareamiento en que estaban cuando ocurrió el milagro.

CONTINUARÁ

REMIGIO SOL 2013 ©

Anuncios

4 comentarios el “PALMA VIEJA

  1. me gusta leerte, que bella entrada, saludo y te felicito

  2. Si, que bella ! espero la continuación.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: